Actualizado: 22 de julio de 2024
NOMBRE: Shepel Viola Alexandrovna
Fecha de nacimiento: 19 de julio de 1976
Situación actual de la causa penal: Convicto
Artículos del Código Penal de la Federación de Rusia: 282.2 (2)
Limitaciones actuales: Acuerdo de reconocimiento
Frase: pena de prisión de 3 años 3 meses con restricción de libertad por un período de 1 año, la pena en forma de prisión se considerará condicional con un período de prueba de 2 años

Biografía

En febrero de 2019, una de las operaciones más masivas e inhumanas contra los creyentes tuvo lugar en Surgut y en varias otras ciudades del distrito autónomo de Khanty-Mansi. 7 personas denunciaron tortura, 3 personas estuvieron detenidas durante mucho tiempo y el número total de acusados en causas penales superó los 20. Una de ellas es Viola Shepel.

Viola nació en 1976 en la ciudad de Stepnogorsk (Kazajistán). Tiene un hermano. Su padre es ingeniero, su madre es operadora de computadoras de una fábrica de instrumentos. La propia Viola eligió el camino de la medicina y se graduó en la Facultad de Medicina Básica de Tomsk. Trabajó durante 8 años en el departamento de oncología de la clínica, y recientemente ha estado trabajando como enfermera de distrito en el departamento de pediatría.

Cuando Viola tenía 3 años, su familia se mudó a Tomsk, Rusia. En 2003, se casó y se mudó con su esposo a Surgut. Casi al mismo tiempo, encontró en la Biblia respuestas razonables a sus preguntas sobre la existencia de Dios, el significado de la vida y las relaciones entre las personas.

Viola y su esposo Pavel tienen una hija. A toda la familia le encanta estar en la naturaleza y viajar, a menudo organizan vacaciones para amigos.

Historia del caso

En febrero de 2019, el Comité de Investigación abrió una causa penal contra 18 hombres y 1 mujer de Surgut (entre ellos un hombre confundido con un testigo de Jehová). Sus casas fueron registradas. Durante los interrogatorios, 7 creyentes fueron sometidos a violencia. Artur Severinchik fue enviado a un centro de detención preventiva durante 29 días, y Yevgeny Fedin y Sergey Loginov, durante 56. Timofey Zhukov fue internado ilegalmente en un hospital psiquiátrico durante 14 días. Los creyentes se quejaron del uso de la tortura ante el Comité de Investigación, el Tribunal Europeo de Derechos Humanos y el Comisionado para los Derechos Humanos, se celebró una conferencia de prensa con la participación de defensores de los derechos humanos, pero ninguno de los miembros de las fuerzas de seguridad fue llevado ante la justicia. En octubre de 2021, los materiales del caso se presentaron al tribunal. El fiscal pidió prisión para los acusados por un período de 3 años y 3 meses a 8,5 años de prisión, y para Loginov por 9,5 años, que fue la solicitud más severa de castigo por creer en Jehová Dios en la Rusia moderna.